miércoles, 7 de diciembre de 2011

II.- FAMILIA, PAGANA DEL DESEQUILIBRIO


Sin entrar a valorar, porque no me corresponde, cuantas plazas de Familia debe de tener el SNS respecto del resto de especialidades, las gráficas hablan por sí solas de quién ha sido la pagana del desequlibrio entre la demanda del número de licenciados de Medicina en España y la oferta de formación especializada en el MIR.

Los números cantan, hemos pasado de una relación Resto/Familia de 1,91 en la convocatoria MIR 2001 a una relación Resto/Familia de 2,61 en la convocatoria actual MIR 2011 (habiendo llegado en la convocatoria MIR 2009 a 2,65), y siendo esos números, por sí solos y al margen de cualquier otra consideración, la clave de lo que ha pasado en esta década.

Aumentar la oferta del Resto de especialidades dejando prácticamente igual Familia ha hecho superar la relación de casi 2,00 Resto/Familia (1,91) de la convocatoria MIR 2001, el resultado ya es historia pasada y conocida.

Respecto del otro desequilibrio, fruto de aquel, que hubo que suplirlo con extranjeros, es cierto que ha comenzado a recuperarse en el pasado MIR, fundamentalmente por efecto de dos medidas, la vuelta a la interpretación del cupo como fue desde su legislación en 1989 hasta la convocatoria MIR 2007 y además, a la puesta en acción de la 2ª conovocatoria. Ésta última para evitar lo que ocurrió en las convocatorias MIR 2005 a MIR 2008 que quedaron plazas desiertas como consecuencia del desequilibrio entre oferta y demanda nacional e incluso extranjera.

Fue precisamente por esa cuestión por la que el cupo se interpretó de forma diferente a como se venía haciendo, sacando del mismo a los SIT 4 en las convocatorias MIR 2007-2008-2009 y volviéndolos a incluir el pasado MIR 2010 creando la 2ª convocatoria. Ello se hizo para conseguir, por un lado interpretar las normas como eran, y por otro, cubrir todas las plazas con la 2ª convocatoria que entra en acción solo si fuera menester. Ese es el camino a seguir, la legislación marco debe de dejar que la convocatoria concrete determinados aspectos para poder ser ágiles en la respuesta y adaptarse fácilmente a las circunstancias de cada momento, que pueden ser, y son de por sí, cambientes.

Medicina Familiar y Comunitaria ofertó el pasado MIR 1.919 plazas y cubrió en la 1ª convocatoria del llamamiento único 1.652 siendo 267 las cubiertas en la 2ª convocatoria. Se cubrieron además en la 2ª convocatoria 47 plazas de Medicina Deportiva en régimen de Escuela, ¿porqué?, fácil, para una buena parte una vez dentro y desde ahí, a pesar de tener que pagar la matrícula, pueden optar, y sin tener que renunciar obligatoriamente por ser régimen de Escuela, a repetir el MIR, incluso pueden conseguir pequeños trabajos para financiarse los estudios siempre que sean compatibles con el horario de la Escuela. Los caminos del MIR son inescrutables.

No hay comentarios:

Publicar un comentario